La historia de Lionel Messi es ampliamente conocida. Barcelona se lo llevó a La Masía cuando tenía 13 años de edad, lo formó y hoy es la máxima figura del fútbol mundial. Es tal el impacto de esa historia que por estos años, los grandes clubes buscan afanosamente a la nueva estrella. Al nuevo Messi. Y muchos dicen haberlo encontrado.

La historia de Lio cambió la visión de clubes, empresarios y ojeadores. Antes buscaban jugadores que recién abandonaban la adolescencia. Hoy buscan niños talentosos que solo se divierten jugando al fútbol.

Tal vez los nombres de Hachim Mastour, Leonel Coira, Takuhiro Nakai, Paulo Henrique Pereira o Takefusa Kubo sean desconocidos para la mayoría de los buenos aficionados al fútbol mundial. Pero estos nombres están en las listas de grandes clubes del mundo como Real Madrid, Barcelona o AC Milan. Otros como el noruego Martin Odegaard, aún no forman parte de esta élite. Pero es solo cuestión de tiempo. Son los niños prodigios del fútbol mundial. ¿Estará allí el nuevo Messi?

El Messi noruego

Comenzamos por el último. Martín Odegaard nació en Drammen, Noruega, el 17 de diciembre de 1998. Hoy cuenta con 15 años y ya debutó en la Premier League noruega, llamada Tippeligaen con el Stromsgodset. Con el número 67 en su camiseta, el adolescente noruego se estrenó en la máxima categoría para dejar atrás el record de precocidad del killer Stefan Iversen. Luego acabó con otro record de Iversen al anotar un gol en la primera división.

El llamado genio precoz o el Messi noruego asombra por su talento y su capacidad para desenvolverse en ese nivel, como si hubiese jugado allí toda la vida. En 12 partidos ha marcado 3 goles y es referente de la selección sub-17 de su país. Entrena con el club desde los 13 años.

Martin se desempeña como centrocampista o atacante y es hijo de Hans Erik Odegaard, ex futbolista profesional. Este joven no puede manejar un automóvil ni entrar a una discoteca de su país, pero si puede deslumbrar a los grandes clubes. Su llegada a un grande podría producirse dentro de poco.

El joven futbolista ya entrenó con Manchester United, Bayern Munich, Sttutgart y Manchester City, mientras Real Madrid ya ofreció 15 millones de euros por su ficha. Según su padre, unos 30 clubes se han mostrado interesados, entre ellos Chelsea, Everton, Borussia Dortmund, Bayern Leverkusen, Juventus, Paris Saint Germain, Marsella, Lyon, Ajax, Barcelona, Real Madrid, Manchester United, Bayern Munich, Sttutgart, Manchester City y su preferido: Liverpool. Más temprano que tarde irrumpirá con todo su talento. Y todos conocerán su nombre.

El más precoz del AC Milán

Hachim Mastour nació el 15 de junio de 1998 en la localidad italiana de Reggio Emilia y es de ascendencia marroquí. A sus 16 años es jugador del primer equipo del AC Milán y de la sub-17 italiana.

Mastour juega de volante y atrajo a los grandes clubes cuando tenía apenas 12 años. Arsenal, AC Milán, Barcelona, Manchester United y Real Madrid estuvieron atentos a este niño prodigio y aunque estuvo cerca de fichar con el Barcelona hace un par de años, prefirió quedarse en su país con el AC Milán. Los rossoneros intentaron inscribirlo en su primer equipo hace un año pero la FIFA se los impidió por cuestiones de edad. Cumplidos los 16, la FIFA acepta y será inscrito para la 2014/2015, con lo cual se convierte en el jugador más joven en ser inscrito para el primer equipo del AC Milán, dejando atrás al mítico Paolo Maldini, quien lo hizo con 16 años y 208 días en 1985. Está atado al conjunto italiano hasta el 2017.

La familia

El brasileño Luiz Henrique Dos Santos, conocido como Pety, encantó al Real Madrid desde los 13 años. Pety fue observado por un video que su padre colgó en youtube y fue invitado a entrenar con el club merengue, siendo aprobado por todo el cuerpo técnico. Sin embargo los altos costos de trasladarlo a España con toda su familia retrasaron la operación. A la espera, ha fichado por el Cruzeiro y ya trabaja en sus categorías menores. Le dicen el Messi alagoano.

Cassiano Bouzon Jesús tiene 13 años y le dicen el Messi brasileño. Barcelona intentó obtenerlo pero se ha quedado en su país con el Flamengo. De él se dice que es el niño futbolista con más talento del mundo. Se muestra superior a sus rivales y se le observan detalles que también tenía Lionel Messi a su edad. Bouzon formaba parte del Fluminense y estuvo tres semanas entrenando en la ciudad deportiva del Barsa, aprobándose su contratación. Sin embargo el club no aceptó trasladar a toda su familia a España y estos decidieron mantenerlo en Brasil, fichando ahora para el Flamengo.

Otro Messi argentino

Leonel Ángel Coira nació el 29 de marzo de 2004 en Argentina, cuenta con 10 años y desde los 7 años reside en España con sus padres. Esto, conjugado a su talento, favoreció para que se convirtiera en el jugador más joven en ser contratado por Real Madrid en toda su historia.
Es argentino, tiene un talento precoz, juega de mediapunta y tiene el cabello largo. Por supuesto lo comparan con Messi, aunque es derecho. Jugaba fútbol siete en el sur de Madrid cuando el director de captación del conjunto madridista lo observó y recomendó su fichaje. El Atlético de Madrid también intentó ficharlo. Señala su padre que los colchoneros fueron los primeros en observarlo pero que luego de probar con ambos se sintió más cómodo en el Real Madrid. Su padre estampó la firma en el contrato, dada su condición de menor de edad.

La influencia de Zico

Zico jr Marecaldi es sueco y cuenta con 10 años de edad. El año pasado, su club BK Olympic y el Barcelona se pusieron de acuerdo para traspasarlo. Su padre explicó que inicialmente hubo resistencia puesto que el niño iba a estar solo en la academia del club catalán. Señala que al principio no le gustaba la idea pero que en solo 20 minutos cambió de parecer y aceptó. Indudablemente que su nombre se debe a la gran estrella brasileña Zico, ídolo de su padre.

Paulo Henrique Pereira Sena fue contratado por el Barcelona a los 14 años. Este jugador procede de las escuelas abiertas de las favelas de Rio de Janeiro, concretamente de la favela Cidade de Deus perteneciente al ex astro de la selección Zico. El primer paso de Paulo Henrique es trabajar con una escuela de grandes promesas de los más importantes clubes, la cual funciona en Xerem a las afueras de Río de Janeiro, bajo la orientación de entrenadores y psicólogos. Después irá a Barcelona. La escuela Zico 10 atiende a 3500 niños de entre 7 y 17 años, pertenecientes a 12 favelas de Rio.

La perla blanca

Joshua Pynadath tiene 12 años y nació en Mountain View, California, Estados Unidos. Es el primer estadounidense en formar parte del Real Madrid. Juega como extremo izquierdo, posee buena técnica y mucha velocidad. Por supuesto, es el Messi estadounidense. Joshua fue seguido durante un año por los merengues quienes finalmente le ofrecieron de manera formal una prueba, la cual superó. Barcelona también lo seguía y lo pretendía. Ya deslumbra en las inferiores y también se le conoce como la perla blanca.

Un Madrid-Barsa japonés

Tiene 10 años y desde los 9 forma parte del Real Madrid, con una historia bastante particular. Takuhiro Nakai siempre vestía de azulgrana e incluso dormía con esos colores. Fue llevado a probar con el Barcelona y deslumbró tanto que hasta ojeadores del Real Madrid lo vieron. Takuhiro ahora viste de blanco. Sigue soñando con ser como Messi y lo llaman el messi japonés pero fue Real Madrid quien lo fichó para cambiar no solo los colores de su vida. Dicen que, literalmente, el Madrid se lo robó al Barsa mientras entrenaba en una escuela culé en Japón.

Pero el Barsa también tiene su Messi japonés y es Takefusa Kubo, quien hoy cuenta con 14 años. En el 2011 se convirtió en el primer japonés en fichar por el Barcelona. Take juega en el alevin C de los azulgranas y se desempeña en la misma posición de Messi: como falso 9.

Hijo de gato

Con solo 8 años de edad, Tomás Ángel, conocido como Tommy, colombiano de nacimiento pero criado en Inglaterra y Estados Unidos, saltó a la fama gracias a un video colgado en youtube por su padre. Hoy cuenta con 11 años de edad y ha formado parte de academias en Nueva York y en Los Ángeles, esta última, ciudad en la cual reside.

¿Y por qué reside allí? Simple. Su padre juega en Los Ángeles Galaxy: el goleador colombiano Juan Pablo Ángel, ex estrella de River Plate y quien jugó varios años en Inglaterra con el Aston Villa. Juan Pablo dice que por ahora solo se divierte jugando al fútbol. Sin embargo está consciente de su talento y trabaja con él todos los días.

Inversiones riesgosas

El tiempo dirá que sucederá con estos niños prodigios. Los grandes clubes, obsesionados con encontrar al nuevo Messi, han arriesgado con inversiones altas. Mucho puede ocurrir entre un niño de 8 o 10 años deslumbrando con un balón en su equipo infantil y un jugador élite ganándolo todo a nivel mundial. A los clubes parece no importarles y arriesgan. No quieren quedarse fuera de esta carrera. Un nuevo Messi generará mucho fútbol, títulos y muchos millones de dólares. Todos lo buscan y muchos dicen haberlo encontrado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here