El proceso de liderazgo y su inmanente figura del líder es uno de los contenidos denominados macrotemas, por cuanto su superlativa producción de textos e investigaciones hacen referir y reverenciar a esta manifestación humana en contexto social, como uno de los procesos ineludibles en el área organizacional, así como también controversial por las disímiles derivaciones que han surgido de las diversas indagaciones y de las experiencias laborales e históricas plasmadas en prolíficos textos. Es tan polémico el tópico, que uno de los denominados Gurú del liderazgo, Warren Bennis lo señala como” una de las áreas más oscuras y confusas”.

La idea sustentadora que los líderes nacen, no se hacen; sigue gozando de popularidad. Sus orígenes son tan antiguos, como lo ilustra la categórica observación de Aristóteles: “Desde el instante de su nacimiento algunos están destinados a someterse y otros a mandar”. Por otro lado encontramos en el Nuevo Testamento en San Mateo 15-14 la afirmación: “Si un ciego guía a otro ciego, los dos caen un hoyo”, sugieren tanto elementos de la teoría de los rasgos como también pudiese aludir al enfoque situacional. La joven ciencia de la psicología nos pasea por una diatriba que a su vez suele presentarse como una constante: la controversia de innatismo vs ambientalismo, razón por la cual, el liderazgo en sus respectivos abordajes no escapa de esta polarización que se ha suscitado en los procesos investigativos y los matices variopintos que también se han generado en la búsqueda de una verdad escurridiza por la complejidad de este proceso social.

Los enfoques actuales acerca de los líderes y el liderazgo se han ido apartando considerablemente del criterio innatista, siendo su mayor énfasis las funciones de liderazgo que es preciso cumplir en cada situación, más que en las características del líder individual.

Las definiciones y punto de arranque de tratamiento investigativo se han agrupado en cinco grandes categorías:

1.- El líder como la persona central de un grupo, el miembro que más comunicaciones emite y recibe, constituyendo el punto focal de éste.
2.- El líder como la persona preferida de un grupo. Preferencia de asociación.
3.- El líder como el miembro de un grupo, más capaz de conducirlo hacia sus objetivos y de desarrollar la estructura de interacción necesaria para resolver un problema común.
4.- El líder como el jefe institucional, quien ostenta el cargo de director de un grupo.
5.- El líder donde es esencial su capacidad de influencia sobre el resto del grupo.
El rol del liderazgo implica un componente de poder que a menudo se vincula a la legitimidad de la posición. Adicionalmente la influencia y la innovación constituyen facetas interrelacionadas del liderazgo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here