Venezuela entre los países con alto índice de embarazo precoz.

* El estudio “Embarazo adolescente y oportunidades en América Latina y el Caribe: sobre maternidad temprana, pobreza y logros económicos”, realizado por el Banco Mundial señala a América Latina y el Caribe como la tercera con mayor tasa de fertilidad adolescente en el mundo, sólo superada por África subsahariana y el sur de Asía.

Con tan sólo 15 años de edad Sofía ha tenido que enfrentar los riesgos de un embarazo a temprana edad. Según comenta, el sexo fue un tema tabú en su casa y aunque recibió información en el liceo, no usó ningún método anticonceptivo cuando se inició en las relaciones sexuales con su novio.

La historia de Sofía se ha convertido en la realidad que golpea el rostro de un alto porcentaje de padres en nuestro país, pues según estadísticas difundidas, el porcentaje de embarazos en menores de 18 años se ubica en 23%. Sobre el tema, Dámaso Castellanos, coordinador del programa de Atención a la Madre, Niña, Niño y Adolescente del Ministerio del Poder Popular para la Salud señaló hace algunos meses que “Venezuela se encuentra entre los países con mayor incidencia de embarazo en adolescentes en el continente. Se estima que de todos los casos de embarazo que ocurren en el país 23,4% corresponde a embarazos en adolescentes”.

Recientemente, el representante auxiliar del Fondo de Población de las Naciones Unidas en Venezuela (Unfpa), Jorge González, reveló un informe donde aparece Venezuela con “el primer lugar de embarazo adolescente en América Latina”. González asegura que al menos 8 mil casos de nacimientos en menores de 15 años de edad se registran cada año en el país.

Indicó que los embarazos en adolescentes “se observan con mayor repunte en las zonas populares” y los embarazos en menores de 15 años se presentan con mayor incidencia en Amazonas, Delta Amacuro, Apure y Zulia.

Entre las razones, y según datos de la Encuesta Nacional de Población y Familia, se descarta la desinformación sobre el tema, pues gran parte de las mujeres afirman conocer los métodos anticonceptivos, por lo menos 9 de cada 10 de las encuestadas, pero sólo 1 de cada 10 los usa.
En la encuesta se determinó que al embarazo precoz se suma otro problema, y es que, dos de cada cinco adolescentes embarazadas deciden abandonar sus estudios y continúan teniendo hijos.

Intervención del Estado

Como parte de las políticas públicas para atender este problema de salud, Dàmaso Castellanos asegura que desde la Dirección Nacional de Atención a la Madre, Niña, Niño y Adolescente del MPPS se ha hecho un esfuerzo en la prevención del embarazo precoz.

Cada mes de septiembre se dedica la última semana a la realización de una serie de actividades dirigidas a informar a los jóvenes sobre el tema, pues está comprobado que “los jóvenes inician su actividad sexual entre los 15 y 19 años, generalmente los hombres a partir de los 15 y las mujeres a los 17 años”, dijo Castellanos.

Según el especialista del Programa Nacional de Atención a la Madre, Niña, Niño y Adolescente, el tema de la prevención es importante ya que un embarazo a temprana edad cambia la vida, no sólo del adolescente, sino de todo el entorno familiar. La mayoría de estos nuevos padres no culminan sus estudios y sus proyectos de vida quedan a un lado.

Además, un embarazo a temprana edad implica altos riesgos en la salud de la madre, de allí que se manejen cifras preocupantes en la mortalidad materna y perinatal infantil en los menores de 5 años.

En este sentido, Castellanos señaló que en materia de prevención de embarazo precoz el Ministerio del Poder Popular para la Salud, ha capacitado el talento humano en materia de atención integral de adolescentes a través de talleres. Se han entregado trípticos y volantes para la divulgación del uso de los métodos anticonceptivos para la prevención de embarazos no planificados y para evitar enfermedades de transmisión sexual. Además, se han visitado en todo el país centros educativos con mayor incidencia de embarazo en adolescentes para dictar charlas sobre la prevención de un embarazo temprano.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here