Venezuela, Guyana y El Esequibo

Hablar en Venezuela sobre la Guyana Esequiba, también llamada El Esequibo, es referirse a un territorio cuya forma, en el mapa, todos conocemos. Sin embargo, es muy poco lo que se sabe acerca de las características del territorio en reclamación y menos aún, del vecino país con el que se mantiene la histórica controversia: Guyana.

La República Cooperativa de Guyana, anteriormente Guyana Inglesa, tiene una población aproximada de 801 mil personas, casi la mitad de ellos son étnicamente indoguyaneses. El idioma oficial es el inglés, aunque el Guyanese Creole, una variación local del inglés con una gramática muy peculiar, es también muy hablado. Además, minorías indígenas utilizan lenguas originarias como el Akawaio, Wai-Wai, arahuaco, patamona y macushí. La ciudad más poblada del país es Georgetown, la capital.

El 57% de la población de Guyana son cristianos, de esa cifra cerca del 17% son pentecostales; 8% Católicos; Anglicanos 7%; 5% son Adventistas del séptimo día y cerca del 20% profesan otras denominaciones cristianas; además el 23% de los guyaneses son hindúes; 7,5% son musulmanes y el resto de la población se divide entre rastafaris, bahaíes y practicantes de otras religiones. Cerca del 4% afirma no pertenecer a ninguna religión.

La economía del país se basa en la producción agrícola (azúcar, café, cacao y arroz, entre otras), además cuenta con importantes yacimientos de oro, diamantes, bauxita (materia prima para producir aluminio y grandes reservas madereras).

En su organización política, Guyana puede ser descrita como una república “semipresidencial”, que cuenta con un Presidente de la República, un Primer Ministro designado por éste y 8 ministros; el parlamento, denominado Asamblea Nacional, es unicameral y está conformado por 65 representantes; la máxima instancia del poder judicial es la Corte Suprema de Justicia, que se divide en Tribunal de Apelación y Tribunal Supremo.

El vecino país tiene más del 80% de su territorio bajo reclamación de Venezuela y Surinam gracias a la política de expansión de la colonia británica

Por qué es inglesa

La primera cartografía de Guyana la hizo el español Juan de la Cosa, luego del año 1499, cuando Alonso de Ojeda y Pedro Alonso Niño llegaron a Demerara. Entre los años 1530 y 1531 la región fue conquistada y para el año 1594 España tomó posesión efectiva y oficial de la Provincia de Guyana.

En 1615 fue invadida por los holandeses, que ocuparon el territorio donde habitaban colonos hispanos que sumados a los nativos aborígenes, sumaban alrededor de 2.000 personas.

En 1796 entraron a escena los ingleses, al invadir prácticamente la mitad del territorio que fue cedido al Reino Unido a través del tratado Anglo-Holandés de 1814. En 1831 se consolidó entonces la Guyana Británica. Para entonces, mientras Venezuela y buena parte de América Latina materializaba el sueño de la independencia y derrotaba al Imperio Español, Guyana caía en manos de la mayor potencia colonizadora del mundo.

No fue sino hasta el Siglo XX, en el año 1966, cuando el Reino Unido concedió la independencia a Guyana, luego de largos años de violencia y luchas por la independencia.

Alianzas

Guyana es miembro de diversas organizaciones internacionales de variada índole. Debido a su herencia histórica forma parte de la comunidad británica denominada Commonwealth, cuya líder es la reina Isabel II de Gran Bretaña. En esa organización comparte foro con 53 países independientes y semiindependientes, entre los que destaca Australia, Canadá, Dominica, Jamaica, Bahamas, India, Malasia y Kenia, entre otros.

Guyana también es miembro de la Comunidad del Caribe (Caricom), así como de la Organización de Estados Americanos (OEA) y de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur).

El país también es miembro asociado del Mercado Común del Sur (Mercosur) y forma parte de Petrocaribe y del Sistema Económico Latinoamericano y del Caribe (SELA).

Apareció el petróleo y llegan los buitres

El suceso que transformó a la economía de Venezuela a inicios del siglo XX, se ha replicado en Guyana: apareció el llamado oro negro en un país con una economía agrícola y minera, con el agravante de ser hallado en una región en disputa.

El pasado 20 de mayo la transnacional petrolera estadounidense, Exxon Mobile, anunció que halló un yacimiento en su pozo Liza-1, en el bloque de Stabroek, área costera cerca de la frontera entre Venezuela y Guyana.

La reacción venezolana no se hizo esperar y desde entonces ambos países han entrado en una nueva fase de la histórica polémica. La denuncia más grave la ha formulado la cancillería venezolana, que advirtió sobre la presencia de naves militares estadounidenses en la zona marítima en disputa, recordando además que la plataforma marítima de la zona en reclamación tampoco puede ser explotada para actividades económicas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here