Malware antes en PC’s ahora en tablets y smartphones

Un malware es un código o programa informático que realiza una acción (negativa) en un dispositivo sin la aprobación, consentimiento y lógicamente sin el conocimiento del dueño del equipo.

La palabra Malware proviene del término en inglés de “Malicious software”, y engloba a todo tipo de programa o código informático malicioso cuya función es dañar un sistema, causar un mal funcionamiento del mismo, obtener datos ajenos, realizar una acción intrusiva que afecta la operación del equipo y/o la privacidad del usuario que lo utiliza. Dentro de este grupo podemos encontrar a los famosos virus, Troyanos, Gusanos, Ransomwares, Spyware, entre muchos otros.

Lamentablemente los virus y malware en general acechan a cualquier dispositivo con conexión a Internet y los smartphones y tablets no escapan a esto. Existen muchas vías para sufrir la infección de algún dispositivo móvil, las redes sociales son una de ellas, debido a la facilidad para enviar y recibir de enlaces hacia paginas engañosas y de archivos infectados, otro elemento muy común y quizás el de mayor incidencia en este tipo de ataques son la descarga e instalación de aplicaciones fraudulentas en los dispositivos mayormente por el engaño al usuario al ofrecerle un servicio que finalmente no es el que realiza.

La prevención consiste en un punto vital a la hora de proteger nuestros equipos ante la posible infección de algún tipo de malware y para esto hay algunos puntos recomendados son: mantener actualizado siempre el sistema operativo de nuestro dispositivo, utilizar algún tipo de antivirus, instalar aplicaciones cuya procedencia haya sido verificada y sea de confianza (un elemento por el que nos podemos guiar a la hora de realizar la instalación de una aplicación es la cantidad de descargas que posea, esto le da un poco de credibilidad). Desactivar el bluetooth y Wi- fi cuando no se esté utilizando. Realizar copias de seguridad que permitan, por un lado, eliminar información (y por tanto reducir el riesgo de que se difunda); y por otro, mantenerla a salvo y no perderla en el caso de que se produzca una infección.

Cada sistema operativo dispone de sus aplicaciones para ofrecer seguridad a sus clientes. En el caso de Android, pueden encontrarse diferentes opciones en la página de aplicaciones para este sistema operativo, Google Play. Con lo que respecta a iOS, la mayoría de malware detectado ha afectado a dispositivos con jailbreak, es decir, liberados para poder utilizar aplicaciones no necesariamente autorizadas por Apple. En estos casos, es posible que las recomendaciones de Apple no sean válidas.

Sin comentarios

Leave a Reply