A sus 447 años, Caracas es una ciudad que genera sentimientos encontrados. Mientras ciudadanos provenientes de otros estados del país, llegan a la ciudad capital para “probar suerte”, en busca de empleo y nuevas oportunidades, muchos caraqueños quieren escapar de su agitada vida, antes que el estrés o la delincuencia, les arrebaten sus sueños.

La realidad es que Caracas ya no es aquella de “los techos rojos”. Hoy, con más de 5 millones de habitantes, la ciudad capital ocupa su lugar como una de las metrópolis más violentas y caras de América Latina.

Aunque es conocida como la “Sucursal del Cielo” desde la década de los 50, por su belleza arquitectónica, muchas de ellas convertidas con el paso del tiempo en patrimonios de la humanidad, quienes se han convertido en víctimas del hampa comienzan a llamarla “Ciudad de la Furia”.

Caracas es una ciudad de contrastes, no sólo es un valle donde se concentra el poder financiero y político del país. Está rodeada por el imponente Parque Nacional El Ávila o Waraira Repano, y por un sin número de barrios que se han levantado en la periferia de la ciudad, los cuales tienen un alto índice de criminalidad.

La mayoría de estos barrios se ubican en el municipio Libertador y Sucre; sin embargo, la inseguridad se ha extendido a lo largo y ancho de toda la ciudad. Tanto así que, en enero de este año, un estudio realizado por el Consejo Ciudadano para la Seguridad Pública, Justicia y Paz de México, reveló que “cinco de las 50 ciudades más violentas del mundo están en Venezuela”.

La información fue publicada en la prensa nacional. Allí se detalla que “en 2013 Caracas subió del tercero al segundo lugar” porque registró el mayor número de homicidios. Un total de 134 homicidios por cada 100.000 habitantes.

Sobre este punto, es preciso destacar que el Gobierno Nacional ha puesto en marcha varios planes para disminuir los índices de criminalidad en el país. A finales del año pasado, el ministro de Interior y Justicia, Miguel Rodríguez Torres informó que la tasa de homicidios en el país era de 39 por cada 100.000 habitantes, “un tercio menos” que el primer trimestre de ese año.

Sin embargo, para el sector opositor los resultados no han sido los esperados porque “cada día la gente siente más temor de salir a la calle, no sólo por los homicidios sino también por ser víctimas de un atraco”, según la apreciación de Edinson Ferrer, concejal metropolitano por el partido Primero Justicia.

Para Ferrer, las cifras que maneja el ministro no son reales pues asegura que “desde hace años no hay cifras oficiales sobre homicidios” en el país.

Es importante destacar que, según las autoridades policiales de los cinco municipios que integran la Gran Caracas, los delitos que se cometen en cada uno de ellos son particulares.

En El Hatillo predomina el robo de viviendas. En Baruta, el robo de vehículos y secuestros express; mientras que en Chacao hay un alto índice de robos y arrebatones. En el municipio Sucre lo más común son los asaltos en las colas, que son perpetrados en su mayoría por motorizados. El hurto de vehículos es otro de los delitos comunes en este municipio, que es bien sabido tiene un número importante de barriadas, como el caso de Petare donde se cometen la mayoría de los delitos.

En el municipio Libertador es alta la cifra de homicidios, robo de vehículos y a mano armada.

El Ávila de Caracas

Centro financiero y cultural

Lo cierto es que en Caracas no sólo hay inseguridad y alto costo de la vida, como se ha dado a conocer en otras partes del mundo. Quienes viven y visitan la ciudad pueden disfrutar del arte en todo su esplendor, pueden disfrutar de grandes obras de teatro, conciertos en importantes escenarios y de un gran movimiento cultural. Quienes se interesen por este tema pueden visitar la Galería de Arte Nacional, el Ateneo de Caracas, el Museo de Bellas Artes, el Museo de Arte Contemporáneo de Caracas (uno de los más importantes de Sudamérica) y el Teatro Teresa Carreño. Estos espacios han convertido a Caracas en la capital cultural.

En la ciudad capital está concentrado el poder ejecutivo, legislativo, judicial, ciudadano y electoral. También el financiero. En el centro de la ciudad se encuentra el Banco Central de Venezuela, además se concentran las principales sedes de los bancos más importantes del país.

Y en el este de la ciudad, específicamente entre los municipios Chacao y Baruta, se encuentra ubicado el llamado Distrito Financiero o Milla de Oro de Caracas, donde se ubican las sedes de las principales compañías y empresas de alimentos, muebles y calzado. Hay modernos centros comerciales, plazas y locales nocturnos.

Además, Caracas alberga las mejores casas de estudio del país, como la Universidad Central de Venezuela (declarada Patrimonio de la Humanidad en el año 2000 por la Unesco), la Universidad Católica Andrés Bello, la Universidad Simón Bolívar y la Metropolitana. También cuenta con importantes centros de investigación y sedes de los medios de comunicación con alcance nacional.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here